miércoles, 11 de agosto de 2010

Rusia despliega misiles antiaéreos en Abjazia Georgia dice que Moscú quiere reforzar su control en la región secesionista


PILAR BONET | Moscú 11/08/2010

Rusia ha instalado un sistema antiaéreo de defensa, tipo S-300, en la región secesionista de Abjazia, según ha dicho el jefe de las Fuerzas Aéreas rusas, general Alexandr Zelin. El alto mando, citado por la agencia oficial Itar-Tass, ha asegurado que Moscú derribará cualquier aparato aéreo que penetre en Abjazia y Osetia del Sur, región esta última donde ha instalado otros medios de defensa antiaérea. El Gobierno de la vecina Georgia, que se niega a reconocer la independencia de estas regiones, ha mostrado su preocupación por el despliegue de los misiles.
urante la desintegración de la URSS, a principios de los años noventa del siglo pasado, los dirigentes nacionalistas georgianos emplearon la violencia en respuesta a las reivindicaciones de mayor autonomía de Abjazia y Osetia del Sur, que acabaron por proclamar de forma unilateral su independencia. Los conflictos entre Georgia y estos dos territorios permanecieron congelados hasta que en agosto de 2008 Rusia reconoció la independencia de ambos, después de que el líder georgiano Mijaíl Saakashvili lanzara una ofensiva militar sobre la población civil de Tsjinvali (la capital de Osetia del Sur).

Las declaraciones del alto mando ruso indican una intención disuasoria de Moscú respecto a posibles planes de Tbilisi y revelan la importancia que el Kremlin da a Abjazia, un territorio con una línea de costa de 200 kilómetros del mar Negro. En las inmediaciones de Abjazia está Sochi, la capital de verano de Rusia, y la sede de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2014.

En virtud de sendos acuerdos militares, Rusia asegura la defensa de Abjazia y Osetia del Sur, mantiene tropas en ellos y vigila sus confines al tiempo que está ayudando a equiparlos como fronteras internacionales. Los barcos de guerra rusos, por otra parte, patrullan la costa de Abjazia e impiden que los escasos cargueros que se aventuran por estos mares sean detenidos por los guardacostas georgianos. En Abjazia, Rusia tiene una base de la Marina y otra de aviación. El 8 de agosto, en su viaje relámpago a Abjazia, el presidente ruso, Dmitri Medvédev, visitó a las tropas rusas en su acuartelamiento de Gudauta.

"La tarea de estos medios de defensa antiaérea es solo cubrir el territorio de Abjazia y Osetia del Sur, y evitar que sean transgredidas las fronteras estatales y el espacio aéreo y destruir cualquier aparato volante que penetre en el territorio defendido, sea cual sea su fin", dijo el general Zelin, según TASS.

Los complejos defensivos antiaéreos S-300, que comenzaron a producirse en los años setenta, están instalados en Rusia y en otros países de la ex URSS, como son Bielorrusia, Ucrania, Armenia o Kazajistán. Tienen un alcance de hasta 27.000 metros de altura y pueden llevar hasta 48 misiles antiaéreos cada uno. En 2007 Rusia firmó un contrato para exportar complejos S-300 a Irán, pero congeló el suministro ante las presiones norteamericanas.

La decisión de Rusia de desplegar sus S-300 en Abjazia inquieta a Georgia. "Debería ser motivo de preocupación no sólo para Georgia, sino también para la OTAN", ha dicho el viceprimer ministro Temur Yakobashvili.
Fuente:elpais.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada